Carga coche electrico
Intentan cobrar 40.000 euros por cargar un coche eléctrico en Galicia
F1-mobile-racing (1)
F1 Mobile Racing: la emoción del Gran Circo, ahora en tu móvil
Porsche-panamera-gts-00
Porsche Panamera GTS 2019: Equilibrada desmesura
Alonso
Alonso, listo para su última carrera en Estados Unidos con un Fórmula 1
Glp
GLP, gasolina o eléctrico: ¿Cuál te conviene?

BMW M5 2018: Sensaciones aseguradas

Con un modo de conducción que prioriza la entrega de potencia al tren trasero sin intervención del Control Dinámico de Estabilidad (DSC), el nuevo BMW M5 asegura transmitir sensaciones puras a los conductores más exigentes. 

Bmw-m5-2018

Poco a poco vamos conociendo más características del M5 que BMW prepara para el año que viene y que será presentado en el próximo salón de Frankfurt en septiembre, 

Con un diseño inspirado en el último Serie 7 y una plataforma CLAR heredada también de su hermano mayor, el BMW M5 2018 ya ha completado sus pruebas en diferentes carreteras y circuitos europeos y la marca ha presentado su imagen definitiva. 

Si tenemos en cuenta las fotografías espías que os hemos ido enseñando o la prueba de conducción que tuvimos con él, su diseño no nos coge por sorpresa. Aun así, este M5 destaca por unos nuevos paragolpes abultados y ensanchados como ya hemos visto en otros modelos firmados por BMW M, una parrilla frontal cromada con mucha personalidad, sus llantas de siete radios dobles, un pequeño spoiler y las características salidas de escape.

Más allá de la estética, cuando el nuevo BMW Serie 5 vea la luz nos conquistará con otras razones de peso como su mecánica que promete situarlo como la referencia clara de su categoría. No en vano bajo su capó se esconde un V8 TwinPower Turbo de 4.4 litros que ha recibido mejoras en su sistema de refrigeración, turbocompresión y gestión electrónica, hasta entregar 600 caballos de potencia y los 700 Nm de par máximo, lo que BMW ha denominado un aumento de potencia "moderado" que le permite, por ejemplo, una aceleración de 0 a 100 kilómetros/hora en 3,4 segudos. 

Esto supone un extra de 40 caballos nada despreciable, aunque hablamos de unas cifras calcadas a las del M5 Competition Edition, una serie limitada a 200 unidades con la que BMW despide estos días al M5 actual. En cualquier caso, aunque este propulsor sea exactamente el mismo, el nuevo modelo presumirá de unas prestaciones superiores gracias, sobre todo, a su mayor ligereza. La nueva arquitectura, que combinará materiales como el aluminio y el CFRP–plástico reforzado de fibra de carbono– le permitirá adelgazar unos 100 kilos para frenar la báscula en torno a los 1.850 kilos.

Pero nos hemos dejado lo mejor para el final y es que este será el primer BMW M5 con tracción total, aunque no se trate de un sistema 4x4 cualquiera. Se llama M xDrive y al igual que el motor V8 TwinPower Turbo, el cambio Steptronic de ocho marchas, la dirección o la suspensión, permite al conductor ajustar su funcionamiento a su gusto.

Efectivamente, una de las novedades principales es el sistema de tracción a las cuatro ruedas M xDrive específico de M y que según la propia marca permite conducir el M5 “con la mezcla familiar de deportividad y precisión sin igual tanto en circuito como en carretera abierta”.  

De esta forma, a los mandos de la súper berlina germana no sólo determinaremos la actuación de los controles de tracción y estabilidad en base a los modos DSC, MDM –deportivo– o DSC off -desconectado–, también se podrá elegir entre cuatro ruedas motrices, tracción total en configuración Sport –con gestión autática– y tracción trasera, para hacer las delicias de los amantes del drifting. La guinda al pastel la pondrá un diferencial trasero activo M que viene completar un conjunto de órdago.

"Esta tecnología es capaz de combinar la agilidad y precisión del sistema de propulsión convencional con la superioridad y capacidad de tracción de un 4x4", asegura BMW.

Al arrancar el motor, el nuevo BMW M5 se configura en modo de tracción a las cuatro ruedas (4WD) con el Control Dinámico de Estabilidad (DSC) activado. El conductor puede, sin embargo modificar la conducción del M5 con los diferentes modos disponibles, incluido uno tracción trasera sin DSC, pensado para trasmitir las sensaciones de conducción más puras.

La puesta de largo para este nuevo BMW M5 está confirmada para el próximo mes de septiembre, cuando abra las puertas el Salón de Frankfurt. Poco después estará en el mercado dispuesto a medirse como bestias de su especie como los Audi RS 6, Mercedes-AMG E63 o Lexus GS F.