Mercedes-benz-eqc-2020-1600-5c
Estos son los 10 vehículos eléctricos con mayor autonomía
1017575160-sut-20190628-ms2 3835
Alfa Romeo se pone nuevo objetivo: Competir con McLaren
911 rsr 2019 t
Porsche 911 RSR 2019: el campeón del mundo de Resistencia renueva su arma
Sainz-mclaren-m8d-goodwood-okp
Carlos Sainz cambia el F1 por el impresionante McLaren M8D en Goodwood
Extreme-e-odyssey-21
Extreme E revela su espectacular SUV off-road eléctrico

Cadillac prepara versiones más salvajes de sus CT4-V y CT5-V

La marca americana sorprendió al presentar sus nuevos V-Series con menos potencia de la que cabía esperar. Pero eso eso era porque de camino llega una segunda oleada de sus sedanes deportivos con prestaciones más familiares

2020-cadillac-ct4-v-and-ct5-v-performance-port

Cuando hace unos días Cadillac presentó sus nuevos CT4-V y CT5-V muchos se quedaron sorprendidos al ver sus motores y prestaciones. La marca americana sucumbía al downsizing y a una reducción de potencia bastante considerable. Sin embargo todo quedó explicado rápidamente cuando anunciaron que próximamente llegarían versiones más deportivas de estas V-Series del CT4 y CT5. Versiones que se pudieron ver en el Grand Prix de Detroit, hogar de General Motors.

Ambos prototipos rodaron por el trazado en el que corrieron este fin de semana la Indycar o la IMSA con un colorido camuflaje, que revela, esta vez sí, un parachoques ligeramente distinto y más agresivo con nuevas entradas de aire, además de unos spoiler más prominentes. Según la marca están considerados como el "siguiente paso en el legado de rendimiento de la V-Series de Cadillac".

Aunque sus secretos están bien guardados se espera una suspensión más deportiva que la que sus hermanos estándar llevan de serie para convertirlos en un coche más enfocado a la pista, y por supuesto serán más potentes.

Así se pasaría en el CT4-V de un motor de cuatro cilindros turboalimentado de 2.7 litros que produce con 324 CV y 500 Nm de par, a una versión, llamémosla provisionalmente “performance” con posiblemente un V6 turboalimentado o un V8. Un motor que sea como sea, debería acercars a las cifras del ATS-V y su motor V6 3.6 biturbo con 470 CV y 603 Nm.

El CT5-V por su parte podría usar una versión del V8 biturbo de 4.2 litros como la que ya existe en el CT6. Este propulsor conocido como Blackwing, ofrece 507 CV y 777 Nm de par en su versión “estándar”, mientras que en el CT6-V, tiene una potencia de 557 CV y 850 Nm de par. Tengamos encuenta no obstante que su predecesor el CTS-V contaba con 650 CV y 853 Nm, así que si quieren marcar un nuevo paso en la V-Series de Cadillac tiene el listón alto.

Se espera que estas nuevas versiones lleguen poco después de que las versiones estándar del CT4-V y CT5-V lleguen al mercado a principios de 2020.