Mercedes-benz-eqc-2020-1600-5c
Estos son los 10 vehículos eléctricos con mayor autonomía
1017575160-sut-20190628-ms2 3835
Alfa Romeo se pone nuevo objetivo: Competir con McLaren
911 rsr 2019 t
Porsche 911 RSR 2019: el campeón del mundo de Resistencia renueva su arma
Sainz-mclaren-m8d-goodwood-okp
Carlos Sainz cambia el F1 por el impresionante McLaren M8D en Goodwood
Extreme-e-odyssey-21
Extreme E revela su espectacular SUV off-road eléctrico

Adiós a los clásicos autobuses escolares de EE.UU: la EPA quiere retirarlos

Después de destapar el caso Volkswagen, la Agencia de Protección del Medioambiente estadounidense tiene un nuevo objetivo: los clásicos autobuses escolares. Son todo un icono del país pero a su juicio ponen en riesgo la salud de los niños y por tanto, tienen sus días contados.

Cuando la EPA–Environmental Protection Agency– se propone algo en Estados Unidos, simplemente lo consigue y después de destapar el conocido como 'Volkswagen gate' ahora se ha propuesto acabar con los clásicos autobuses escolares. Efectivamente, hablamos de todo un icono del país pero según su último informe, estos vehículos están relacionados con las mayores tasas de ausentismo escolar y enfermedades pulmonares en los niños.

Bien, pues si este informe se publicó el pasado viernes, hoy hemos conocido que el gobierno de Estados Unidos aportará 7 millones de dólares para reemplazar hasta 400 autobuses escolares en 35 estados. Se trata de vehículos de avanzada edad y por supuesto, provistos con motores Diesel. Los nuevos serán "más limpios y ayudarán a reducir las emisiones de NOx y partículas pesadas" según asegura el comunicado, pero no aclara si se tratará de motores de gasolina, gas o híbridos o simplemente diesel más modernos.

El precio de los nuevos autobuses ronda entre 75.000 y 85.000 dólares pero tendrán descuentos que oscilarán entre los 15.000 y los 25.000 –dependiendo del tamaño y otras características– para quienes retiren unidades de 2006 o anteriores.

La agencia de protección del medioambiente norteamericana asegura que los 25 millones de niños que viajan a diario en estos autobuses escolares saldrán beneficiados y que las ausencias a la escuela por motivos de salud podrán reducirse en 14 millones al año con la sustitución de estos autobuses. Parece que en Estados Unidos se van a tomar en serio la reducción de emisiones contaminantes de una vez por todas.