Screen-shot-2018-11-19-at-12-34-30-pm-1542649882
Este Fiat Cinquecento con motor Kawasaki es lo más divertido del día
Mclaren fa portada
McLaren lucirá un diseño especial para el Gran Premio de Abu Dhabi
Estudio depreciacion
Los monovolúmenes son los coches que más se deprecian en sus 5 primeros años
Horner
Horner tiene buenas expectativas con Honda
venta coches
¿Es legal prohibir la venta de coches de combustión en 2040? La UE tiene dudas

A subasta un Alfa Romeo Tipo B, uno de los preferidos de Enzo Ferrari

Este modelo será subastado en el Festival of Speed de Goodwood y era uno de los favoritos de Enzo Ferrari, con el que ganó carreras cuando pilotaba para Alfa Romeo.

Alfa romeo tipo b

El coche con el que Enzo Ferrari ganaba las carreras será objeto de subasta. Ferrari fundó su equipo en 1947 pero antes de ello, el piloto italiano ya participaba en grandes premios años y lo hacía a manos de un Alfa Romeo Tipo B monoplaza, todo un pionero entre este tipo de bólidos.

Lo que nos encontramos es un Alfa Romeo Tipo B, el primer monoplaza en aparecer en los grandes premios y el segundo creado por la marca italiana y de los pocos que quedan de este modelo, ya que se perdieron muchos durante la Segunda Guerra Mundial. Su próximo destino será el Festival of Speed de Goodwood.

Se trata de un vehículo diseñado por Vittorio Jano, ingeniero de la marca italiana. La insolvencia de la marca hizo que en 1933, la Scuderia Ferrari se apropiase de él. La mayoría de las 46 victorias que logró fueron bajo el equipo de Enzo Ferrari y su última temporada fue la de 1935.

Con un peso de 680 kilogramos y un bloque motor de fundición, se trataba de un coche ligero incluso para su época además de ser uno de los Alfa Romeo de 8 cilindros en línea con mayor potencia: 155 caballos que le permitían alcanzar los 205 kilómetros por hora de velocidad punta. Es un coche de tracción trasera y con una caja de cambios de 4 velocidades y por supuesto presenta un cockpit central, algo que se ha mantenido en los monoplazas actuales.

Se trata de un auténtico automóvil de leyenda y es que además de todo lo anterior, tras la Segunda Guerra Mundial solo quedaron unos pocos ejemplares. La subasta se realizará dentro de unos días en el Festival of Speed de Goodwood y espera recaudar alrededor de unos 6 millones de dólares.