Mercedes-benz-eqc-2020-1600-5c
Estos son los 10 vehículos eléctricos con mayor autonomía
1017575160-sut-20190628-ms2 3835
Alfa Romeo se pone nuevo objetivo: Competir con McLaren
911 rsr 2019 t
Porsche 911 RSR 2019: el campeón del mundo de Resistencia renueva su arma
Sainz-mclaren-m8d-goodwood-okp
Carlos Sainz cambia el F1 por el impresionante McLaren M8D en Goodwood
Extreme-e-odyssey-21
Extreme E revela su espectacular SUV off-road eléctrico

Greenpeace sitúa en 2028 el fin de los combustibles convencionales

El último estudio realizado por la organización pone fecha de caducidad a los vehículos que todos conocemos propulsados por gasolina, diésel y sistemas híbridos convencionales. Además, señalan que si no se toman medidas no se cumplirá el Acuerdo Climático de París.

Sin titulo

Greenpeace ha ordenado un estudio al Centro Aeroespacial Alemán (DLR), con el objetivo de analizar los efectos de los cambios políticos y tecnológicos sobre la cantidad y los tipos de vehículos vendidos, así como la vida útil de estos.

Dicho estudio presenta una conclusión muy clara: “Si Europa quiere cumplir su parte en el Acuerdo Climático de París, el mayor compromiso global hasta la fecha, las ventas de automóviles de gasolina, diésel e híbridos convencionales en Europa deben finalizar en 2028.”

Esta afirmación procede de un informe en el que se han planteado varios escenarios partiendo del parque móvil actual y del tipo de vehículos que se venden, siendo estos los diésel, gasolina, híbridos, eléctrico y gas. Además, se calculan las emisiones acumuladas de CO2 en dicho parque año tras año y las ventas y existencias de cada tipo de motor. 

Según Greenpeace, los políticos europeos "no comprenden la verdadera magnitud del desafío". 

Todo ello lleva a un futuro en el que los combustibles fósiles habituales no parecen tener cabida, pues las conclusiones señalan que, a menos que se tomen medidas específicas, los automóviles convencionales deberían dejar de venderse antes de 2040. Un escenario que únicamente sería posible si los gobiernos y la industria del automóvil adoptan las medidas necesarias para abordar el problema del cambio climático. 

En palabras de la responsable de movilidad de Greenpeace, Raquel Montón, acerca de la eliminación progresiva de los motores de combustión interna: “No solo beneficiará al clima, sino también ayudará a resolver la crisis de contaminación del aire y mejorará la calidad de vida. Además, según ella, no tomar medidas supondría “condenar a la desaparición a su sector, junto con la sentencia a muerte del clima.”

En España el sector del automóvil representa más del 10 % del producto interior bruto (PIB). 

Por último, cabe recordar que España es el quinto mercado de ventas de la Unión Europea con un 8%, y el sexto país europeo con mayor cantidad de vehículos de pasajeros. Es por ello, que los ecologistas reclaman la reconversión de la industria en un modelo más sostenible y no contaminante, además de solicitar a Teresa Ribera, ministra para la Transición Ecológica, su inclusión en la Mesa de Movilidad.