Mercedes-benz-eqc-2020-1600-5c
Estos son los 10 vehículos eléctricos con mayor autonomía
1017575160-sut-20190628-ms2 3835
Alfa Romeo se pone nuevo objetivo: Competir con McLaren
911 rsr 2019 t
Porsche 911 RSR 2019: el campeón del mundo de Resistencia renueva su arma
Sainz-mclaren-m8d-goodwood-okp
Carlos Sainz cambia el F1 por el impresionante McLaren M8D en Goodwood
Extreme-e-odyssey-21
Extreme E revela su espectacular SUV off-road eléctrico

Lorenzo y Márquez, campeones del mundo en Australia

Los españoles Jorge Lorenzo (Yamaha YZR M 1) y Marc Márquez (Suter) han cerrado en el Gran Premio de Australia que se ha disputado en el circuito de Phillip Island el podio de los campeones de motociclismo de 2012, tras conseguir hace una semana el título de Moto 3 en Malasia el alemán Sandro Cortese (KTM).

Marc Márquez fue el primero en lograrlo al obtener la tercera posición en la prueba de Moto2, que ganó con autoridad su compatriota Pol Espargaró, lo mismo que hizo algo después en MotoGP el australiano Casey Stoner (Honda RC 213 V), quien se quería retirar con una sexta victoria "en casa" de manera consecutiva en los últimos años, mientras Jorge Lorenzo garantizó su cetro mundial con una segunda posición que muy pronto le dejó en bandeja su rival Dani Pedrosa (Honda RC 213 V).

Moto GP: Lorenzo campeón tras la caída de Pedrosa

No era fácil que Jorge Lorenzo sumase su segundo título mundial una carrera antes del final de la temporada, pero lo cierto es que su máximo rival se lo puso demasiado fácil y demasiado rápido en bandeja al caerse en la segunda vuelta, eso sí, cuando era líder.

Aunque el mejor tiempo de entrenamientos lo protagonizó el australiano Casey Stoner (Honda RC 213 V), Jorge Lorenzo (Yamaha YZR M 1) intentó poner freno al impresionante ritmo marcado por el primero durante los entrenamientos, pero fue su otro rival por el título, Dani Pedrosa (Honda RC 213 V), el que sorprendió a ambos apenas unas curvas después, al colocarse al frente de la carrera.

El ritmo en esos primeros kilómetros fue brutal y si bien tanto Stoner como Lorenzo se colocaron tras Pedrosa, estaba claro que no sería fácil aguantar así toda la carrera y no tardó en producirse una sorpresa que, aunque inesperada, era posible, el error de alguno de los protagonistas.

Así fue como en la segunda vuelta llegó el fallo de Pedrosa, quien se fue al suelo delante de Stoner y Lorenzo y con ello le dejó el camino expedito a ambos, al primero para conseguir su sexta victoria consecutiva en el Gran Premio de Australia y al segundo para proclamarse matemáticamente campeón del mundo.

La carrera ya iba a tener, desde ese momento, poca historia, pues Stoner se marchó en solitario y Lorenzo controló en todo momento las diferencias con su perseguidor, el británico Cal Crutchlow (Yamaha YZR M 1).

"Ya en su momento, cuando conseguí el primer título mundial de MotoGP, para mí fue muy grande igualar a Alex Crivillé en la categoría reina del motociclismo y poder superarlo es todavía una sensación mucho mayor, que no puedo ni expresar en una temporada que ha sido muy dura y, además, después de la lesión que sufrí en este mismo circuito el año pasado y que sembró una serie de dudas sobre cuál sería mi rendimiento", manifestó Lorenzo.

"Al final todo ha ido bien y he conseguido cinco o seis victorias, mucha regularidad durante todo el año y salvo en Holanda, y no por culpa mía, siempre he estado entre los dos primeros y siempre he sabido gestionar en dónde estaba mi límite para no cometer errores", reconoció el campeón del mundo de MotoGP 2012.

Lorenzo reconoció que "aquí, en Australia, sabía que tenía algo más de posibilidades de ser campeón que en Malasia pero también es verdad que estaba preparado para esperar hasta Valencia, aunque una vez que ha comenzado la carrera tenía la esperanza de poder seguir a Casey -por Stoner- y después de unas vueltas me he dado cuenta de que no podría ser".

Moto 2: Victoria de Espargaró y Mundial para Márquez

Pol Espargaró (Kalex) cumplió a la perfección en Moto2 con una victoria magistral, pues su objetivo era intentar retardar al máximo el título de Marc Márquez (Suter), quien no asumió prácticamente ningún riesgo y también logró el suyo, proclamarse matemáticamente campeón del mundo.

El piloto de Suter sólo necesitaba dos puntos para lograr su objetivo, pero lo hizo como suelen hacerlo los grandes campeones y aunque rehuyó la batalla, espero su momento cuanto el australiano Anthony West (Speed Up) adelanto al británico Scott Redding (Kalex) para superar a éste y poder celebrar su título de campeón del mundo 2012 de Moto2 desde el podio.

"El sueño de cualquier piloto yo creo que es poder cambiar de categoría con el título mundial, eso es lo bonito, pues si no lo haces, luego volver atrás nunca resulta igual de bien", recalcó. "En las primeras vueltas he intentado seguir a Pol  Espargaró pero en unas cuantas vueltas me he dado cuenta de que no sería posible y me he concentrado en estar con Redding y me valía la tercera posición, pero cuando ha llegado West cada vuelta que hemos ido dando iba pensando cómo podía adelantarlos pues tenía claro que quería acabar la carrera en el podio", explicó Márquez.

"Después, cuando West ha adelantado a Redding, he esperado el momento para superarlo yo también pues había una curva en la que se abría demasiado y ahí he aprovechado para superarlo", comentó el nuevo campeón del mundo de Moto2.

"Ha sido un fin de semana muy duro después de los problemas en los primeros entrenamientos libres hemos podido ir mejorando la moto poco a poco y aunque no estaba al ciento por ciento aún hemos dado un paso más en los últimos libres de esta mañana, por lo que creo que hemos sabido gestionar muy bien la situación", reconoció Marc Márquez, quien recordó las palabras de su mentor, Emilio Alzamora, quien cuando tienen problemas asegura que "estar en el mundial ya es una gran suerte".

"Ya somos campeones del mundo pero la temporada todavía no ha terminado e intentaremos dar el máximo, el ciento por ciento hasta la carrera de Valencia"concluyó.

Moto 3: Cortese se da un homenaje

En Moto3 el alemán Sandro Cortese (KTM) no dejó pasar la oportunidad de volver a demostrar el porqué de su condición de campeón del mundo y tras unas primeras vueltas un tanto "complicadas", asumió el liderato de la prueba y consolidó su victoria, la cuarta de la temporada, sin que ninguno de sus rivales le pudiese inquietar.