Reventon rueda
Hincha demasiado un neumático de su coche… y esto es lo que ocurre
Sut russian grand  1677754
Luz verde a las llantas de la polémica de Mercedes
87d9cba2-audi-r8-v10-plus-coupe-competition-14
Audi R8 V10 Plus Coupé Competition: Máxima exclusividad
Sut barcelona f1 t 1604766
Los test de pretemporada de Fórmula 1 ya tienen fecha y lugar
Etiquetado combustible anfac
7 claves sobre el nuevo etiquetado de combustibles

Demostrado: Los récords de Porsche en Nürburgring no están al alcance de cualquiera

El Infierno Verde se ha cobrado una nueva ‘víctima’ y no ha sido una cualquiera. Hablamos de uno de los primeros 911 GT2 RS producidos que sólo tres días después de su estreno, ha protagonizado un sonado accidente.

Porsche-911-gt2-rs-crash-1

Es el coche más rápido de cuantos han rodado en Nürburgring pero no en manos de cualquiera, claro. Cuando distas mucho de ser Lars Kern, Nick Tandy o Kevin Estre, ponerte a los mandos de una máquina como el Porsche 911 GT2 RS en un circuito como el viejo Nürburgring-Nordschleife, puede resultar una activad tan estimulante como arriesgada.

Bien, pues esto es lo que se ha dedicado a hacer uno de los primeros propietarios del exclusivo deportivo alemán. Tres días después de estrenarlo –sí, has leído bien, ni tres meses ni tres semanas–, sólo 72 horas después de subirse a su flamante deportivo de casi 330.000 euros por primera vez, a nuestro protagonista no se le ocurrió otra cosa que probar sus límites en el denominado ‘Infierno Verde’ para disfrutar de unas cuantas vueltas rápidas, tal y como puedes ver gracias al Instagram de NürburgringLivePics.

Por supuesto, la historia no acabó bien y es que finalmente este conductor, un varón de unos 30 años de edad, terminó estrellándose contra uno de los guardarraíles del circuito. No fue un accidente grave, ni siquiera un golpe serio porque resultó ileso y no requirió asistencia médica de modo que puede dar gracias al cielo. Pero en cualquier caso, de lo que no se librará será de asumir los gastos de reparación de la pista y sobre todo, los de su preciado Porsche, que prometen ser bastante más elevados.

Recordemos que los seguros no cubren este tipo de desperfectos causados en circuito y que hablamos de un coche lo suficientemente valioso como para que además de someterse al lifting necesario para dejar impoluta su carrocería, se le realice una exhaustiva revisión mecánica. En definitiva, la factura promete ser abultada aunque a buen seguro a su dueño no le preocupe tanto como a nosotros si estuviéramos en su lugar.