Audi-a1-filtrado-01
Audi A1 2018: Sus imágenes oficiales se filtran en la red
Fittipaldi
Fittipaldi: “Me encanta Hamilton, pero Fernando es el mejor”
Jorge lorenzo catalunya victoria 2018
Jorge Lorenzo repite triunfo en Montmeló y ya mete miedo
Whitmarsh
Whitmarsh: “Me da pena ver en lo que se ha convertido McLaren”
Eagle Squadron Mustang GT
Eagle Squadron Mustang GT: Vuelo rasante

RENNtech transforma el carácter del Mercedes S 560

Si por algún motivo te arrepientes de no haber adquirido la versión AMG del Clase S de Mercedes, este preparador te ofrece la posibilidad de equiparar sus prestaciones bajo un precio muy asequible.

Renntech-tuned-mercedes-benz-s-560-rides-on-21-vossen-wheels 5

Si estás buscando una berlina lujosa de grandes dimensiones para circular cómodamente por la carretera pero no renuncias a ese extra de potencia que te permita disfrutar de la conducción y salir de algún apuro con un simple pisotón al acelerador, el Mercedes Clase S ofrece una amplia gama de propulsores dispuestos a satisfacer tus necesidades.

El máximo exponente es la versión AMG con sus espectaculares 612 caballos que permiten mover los más de 2.000 kilos del modelo alemán en menos de cuatro segundos. Su precio quizá haga que te decantes por el siguiente escalón, el S 560, que monta el mismo V8 de 4.0 litros pero con una potencia reducida de 469 caballos. Esa diferencia existente entre ambos puede dejar de existir gracias al trabajo realizado por este preparador.

Hablamos de RENNtech, un taller especializado en todo tipo de productos procedentes de la firma de la estrella y que ahora gracias a su trabajo ofrece la posibilidad de incrementar notablemente la potencia del S 560 por un precio bastante reducido. Básicamente lo que han hecho estos chicos ha sido modificar la ECU del motor, lo que se traduce en 592 caballos y 870 Nm de par máximo. Todo ello por 2.740 $ (2.200 euros al cambio).

Gracias a estas mejoras el Mercedes es capaz de alcanzar los 96 km/h (60 mph) en 4,25 segundos, completar el cuarto de milla en 12,4 s o pasar de 60 a 130 mph (96 – 210 km/h) en 11 s. Unos registros muy dignos dado el tamaño y el peso total que presenta esta berlina alemana.

La preparación se completa con una suspensión mejorada preparada para transmitir al asfalto toda esa potencia extra (1.495 $); elementos de la carrocería en fibra de carbono (1.680 $); una valvula de descarga para el turbocompresor (360 $) y un juego de llantas Vossen de 21 pulgadas con un acabado específico.