Etiquetado combustible anfac
7 claves sobre el nuevo etiquetado de combustibles
Sut gp3 series  rd 260154
Mercedes duda de la efectividad de los bordillos disuasorios
Ssangyong-rodius-2018
SsangYong Rodius 2018: puesta al día para todo un veterano
Mclaren
De Ferran, descontento con el rendimiento del McLaren
Accidente-plancha-de-madera-honda-port
Así ha quedado este Honda Civic por culpa de una carga no asegurada

Repression Network: El radar del futuro

Todavía se encuentra en fase de desarrollo y no es segura su implantación. Su principal característica seria la posibilidad de reconocer un vehículo sin tener en cuenta su matrícula.

Article-radares-de-tramo-funcionamiento-ubicacion-95152-51e3dcb325439

Actualmente, en nuestras carreteras podemos encontrar dos tipos diferentes de radares, los de tramo y los de contacto, sin tener en cuenta si son móviles o fijos. Su principio de funcionamiento es el siguiente: emiten una onda electromagnética hacia el objeto a detectar, la onda rebota y vuelve a la antena.

De una forma más sencilla diremos que al emitir una señal el radar, esta rebota en nuestro vehículo y en función de la velocidad a la que circulemos, la frecuencia de dicha señal será mayor o menor. Si el sistema determina que la velocidad es superior a la permitida en ese tramo, hará disparar la cámara fotográfica.

Si hablamos de los radares de tramo, simplemente miden la distancia existente entre dos puntos para después calcular el tiempo que has tardado en recorrer ese espacio, sabiendo previamente la velocidad limitante en esa zona.

Sin embargo, todo esto puede cambiar en un futuro a corto plazo debido a un nuevo sistema de reconocimiento de vehículos para radares, desarrollado por un equipo de la Universidad de Pekín, China, cuyo nombre es Repression Network.

Este nuevo sistema estaría basado en la inteligencia artificial y permitiría reconocer al vehículo teniendo en cuenta sus características. Por un lado se fijaría en la marca, modelo y color del coche; por otro, las imperfecciones que puedan existir en la carrocería. 

Por tanto, los nuevos radares no tendrían la necesidad de leer nuestra matricula. De momento no está prevista su aplicación pero no descartéis nada en un futuro próximo.