Mercedes-benz-eqc-2020-1600-5c
Estos son los 10 vehículos eléctricos con mayor autonomía
1017575160-sut-20190628-ms2 3835
Alfa Romeo se pone nuevo objetivo: Competir con McLaren
911 rsr 2019 t
Porsche 911 RSR 2019: el campeón del mundo de Resistencia renueva su arma
Sainz-mclaren-m8d-goodwood-okp
Carlos Sainz cambia el F1 por el impresionante McLaren M8D en Goodwood
Extreme-e-odyssey-21
Extreme E revela su espectacular SUV off-road eléctrico

Aumenta la tensión en Haas: Tuvo que intervenir Steiner por radio

El equipo Haas atraviesa uno de los momentos más delicados desde su debut en el mundial de Fórmula 1.

Magnussen

El domingo amaneció extremadamente soleado en Montreal, dando el día más caluroso de entre los que compusieron el Gran Premio de Canadá de Fórmula 1. Era la puntilla que le faltaba al equipo Haas, tras una horrenda jornada de clasificación, con un piloto accidentado y otro sin poder marcar vuelta a causa del accidentado.

En Haas continúan sin poder afrontar los problemas de neumáticos que le acompañan desde principio de temporada, y que parecen acrecentarse en situaciones de calor, como la de la carrera, con el asfalto a más de 50 grados centígrados. Tienen un vehículo capaz de luchar por ser el mejor del resto, pero no son capaces de cerrar una carrera en condiciones.

El ritmo fue tan nefasto, que Kevin Magnussen ni tan siquiera pudo adelantar al Williams de George Russell. La explicación podría ser la falta de puesta a punto del vehículo, pero la situación no fue diferente con Romain Grosjean, perdiendo posiciones y lejos de los puntos, con una estrategia, todo sea dicho, poco favorecedora.

Sin poder luchar con nadie, Magnussen decidió entretenerse con la radio, y no precisamente para nada bueno. Sus quejas sobre el vehículo fueron continuas hasta que realizó un comentario que molestó en gran manera a los integrantes del equipo. “Es la peor experiencia que he tenido jamás en un vehículo de carreras”, espetó el danés por radio, al tiempo que su ingeniero le recordaba que el equipo había estado trabajando duro todo el día para tener el coche listo, señalando, sin hacerlo, que todo venía causado por un accidente sufrido por el propio Kevin Magnussen cuando el Haas estaba en tiempos de Q3.

Apenas alcanzó el danés a decir “lo sé, lo sé”, cuando interrumpió abruptamente Günther Steiner para repetir en dos ocasiones un contundente “ya basta”, con el que mandaba callar al piloto, justo en el momento que las comunicaciones comenzaban a ser pinchadas por la señal internacional.

Solo la punta del iceberg de una situación límite que se vive en el equipo Haas, que han desaprovechado grandes oportunidades de sumar una buena cantidad de puntos, y que ahora ve cómo lejos de solucionar sus problemas, estos van en aumento, y no parece que la cosa vaya a cambiar con la gira veraniega en Europa.

La estructura norteamericana, que luchó en 2018 por la cuarta posición del mundial de constructores, es ahora octava con solo 16 puntos, y gracias a la ayuda de una ausente Williams, y de una Alfa Romeo en caída libre y con un solo piloto. Magnussen y Grosjean solo han conseguido puntuar en dos ocasiones, en el caso del francés, con solo dos puntos que le colocan último entre los que han logrado estrenarse esta temporada, es decir, todos excepto los dos pilotos de Williams y Antonio Giovinazzi.

La situación amenaza con estallar con un Günther Steiner que ha defendido a capa y espada a sus pilotos cuando estos han estado en situaciones delicadas, pero al que se le empiezan a acabar las excusas, más cuando cada vez más es él el señalado. Ni tan siquiera en las comunicaciones oficiales del equipo, el máximo responsable fue capaz de formular más de una frase.