Maniobras-chiron
Maniobrar con un coche de 11 millones: Así salió el Bugatti La Voiture Noire del Salón de Ginebra
Semaforo australia 2019
La ausencia de Charlie Whiting se deja notar en los semáforos
Lazareth-lmv-496
Lazareth LMV 496: La moto voladora más estimulante ¡despega!
1017391705-lat-20190316- 86i5251
Max Verstappen alaba el ‘modo fiesta’ del motor Honda
Matzker-defender-mdx-6
Rover Defender MDX: La camper más extrema está aquí

Sainz: “Tal vez sería bueno que lloviera en Brasil”

El piloto madrileño se enfrenta a sus últimas carreras con Renault y espera poder cosechar buenos resultados en ambas citas.

Sainz

Carlos Sainz se enfrenta a sus dos últimas carreras con Renault. La siguiente cita se disputa en el circuito de Interlagos, uno de los más emblemáticos del calendario.

Y para muchos pilotos, de los más especiales. Para el piloto madrileño, correr en el trazado brasileño es como montar en una montaña rusa y adaptarse bien a cada curva es importante para no verse perjudicado en cada vuelta.

"La pista de Interlagos es bastante desafiante por los cambios de elevaciones y por la gran variedad de curvas. ¡Uno se siente como si estuviera en una montaña rusa! El segundo sector es duro, ya que es enrevesado y cuenta con un par de curvas muy cerradas donde es fácil bloquear la rueda interior. Tienes que entrar a un ritmo adecuado y tratar de no arriesgar demasiado en ninguna curva, pues eso te complica la siguiente vuelta”, explicó Sainz.

A priori no debería ser un circuito donde los Renault puedan rascar un buen resultado, pero una deseosa lluvia podría propiciar que los monoplazas del equipo francés puedan cosechar buenos puntos para el campeonato.

“Interlagos equivale a incertidumbre climática. A nivel general, todos los años tenemos sorpresas con respecto a las condiciones meteorológicas. Puede ser caliente y seco, y de repente pueden surgir lluvias torrenciales. Recuerdo que hace unos años salíamos desde el decimoquinto lugar, llovió el día de la carrera y llegamos a meta en una meritoria sexta posición. Adaptarse a las condiciones es una habilidad necesaria para obtener un buen resultado en Brasil. Tal vez sería bueno que lloviera", comentó el de Renault.

En cuanto a México, Sainz disfrutó de unas primeras vueltas bastante buenas, adelantando a Kimi Raikkonen en la salida, pero en la vuelta 28 tuvo que abandonar cuando rodaba líder de la segunda liga, la de los mortales.

“Fue una pena. Tener que retirarme tras 28 vueltas cuando lideraba la mitad de tabla y perdiendo ocho valiosos puntos, siempre es frustrante. Fue divertido adelantar algunas posiciones en la salida, incluso quedando por delante del Ferrari, pero fue una pena terminar así. Me quedan dos carreras de amarillo y negro, así que quiero terminarlas con el mejor resultado posible”, concluyó el español.