Audi-rs-q3-portada
Los 400 CV del Audi RS Q3 2018 ya prueban el asfalto de Nürburgring
Sut french grand p 1632194
Sainz, ¿más cerca de McLaren con la marcha de Alonso?
Land-of-land-rovers-portada
Así es el viaje de Land Rover por el Himalaya en su 70 cumpleaños
Sut indianapolis 5 1485405
La IndyCar abre sus puertas a Fernando Alonso
Dodge-challenger-hellcat-redeye-portada
Dodge Challenger Hellcat Redeye: 808 CV para quemar el asfalto

Así funciona Roller Barrier: el guardarraíl que te pone en tu sitio

El primer guardarraíl dinámico demuestra que lo más importante para la seguridad de los vehículos no es contenerlos, sino desviar su trayectoria. A continuación, una prueba muy gráfica.

Llevan mucho tiempo velando por la seguridad de nuestras carreteras y sin embargo, los guardarraíles siguen siendo objeto de controversia no sólo por las críticas de los moteros que, indudablemente, son quienes más han sufrido su mal funcionamiento. Para los conductores de vehículos comerciales, camiones y autobuses tampoco son los 'quitamiedos' que debieran ser.

Para atajar su ineficacia en todos estos supuestos, una empresa coreana llamada Shindo Safety ha desarrollado los Roller Barrier, o guardarraíles dinámicos que como vais a ver a continuación, incorporan diferentes elementos móviles capaces de modificar la trayectoria del vehículo que impacta contra ellos y devolverlos a la dirección correcta.

Al contar con diferentes protecciones de etivinilacetato, en caso de accidente sólo es necesario reemplazar las que han sido golpeadas.

La utilidad de este nuevo sistema salta a la vista pero es que además, su mantenimiento es más sencillo y menos costoso. Basta con reemplazar las piezas que han sido golpeadas, no toda la estructura. En cualquier caso, lo que más impresiona es su dureza, pues con una simple barrera de protección formada por distintos barriles de etivinilacetato, se logra frenar y redirigir a los vehículos más pesados que circulan por nuestras carreteras.

La clave es este material plástico, que destaca tanto por su flexibilidad como por su rigidez y por supuesto, el cambio de filosofía pues en lugar de contener a los coches como hacen las barreras actuales, la solución pasa por desviarlos. Nada como verlo en acción.