Dgt-cazado
Este es el vídeo que ha indignado al director de la DGT
Sainz-vs-sainz
Sainz VS Sainz: Padre e hijo, mano a mano sobre la grava
Mclaren-675lt-based-racecar-(2)
McLaren 675LT Racer: El misterio de Nürburgring
Sut f1 testing day 1457463
La F1 desarrolla un micrófono para aumentar el sonido de los motores
Tesla-cargador
Esta serpiente metálica es el cargador del futuro de Tesla

El Range Rover Sport prueba un sistema de todoterreno a control remoto

Los ingenieros de Jaguar Land Rover están desarrollando un novedoso sistema que permite al conductor abandonar el vehículo y guiarlo a control remoto desde su smartphone para superar zonas inseguras. Pero este es sólo uno de los avances en conducción autónoma que nos han contado, ¿quieres saber más?

Sabemos que el futuro del automóvil pasa por la conducción autónoma y no hablamos precisamente a largo plazo. Se espera que en 2025 ya circulen por nuestras carreteras vehículos totalmente autónomos pero hasta ese momento, la tecnología se irá extendiendo paulatinamente gracias al esfuerzo de departamentos de I+D como el de Jaguar Land Rover que nos ha dejado conocer hoy algunos de sus sistemas autónomos en fase de pruebas.

El primero de ellos es el que permitirá a los todoterrenos del futuro detectar zonas peligrosas, analizar las condiciones del firme y en caso necesario, ser guiados por control remoto desde un smartphone. El conductor podrá andar junto al vehículo, maniobrar desde fuera o incluso sortear dificultades en conducción off-road hasta una velocidad de 6,4 km/h y a una distancia máxima de 10 metros.

Por supuesto, este mismo sistema dará soluciones prácticas en supuestos más cotidianos como sacar el vehículo estacionado marcha atrás en caso de que no podamos abrir la puerta o incluso maniobrar en un lugar dificultoso sin rozar la carrocería maniobrando con la mejor visibilidad posible.

VER MÁS ALLÁ

Pero este no es el único sistema que está en desarrollo, también la casa británica desarrolla una tecnología denominada 'Multi-Point Turn' que logrará que un vehículo no sólo frene para evitar una colisión, sino que pueda realizar una esquiva o girar de forma autónoma hasta 180 grados. Es decir, circulando en una carretera a la que lleguemos a un tramo cortado, el coche podrá dar la vuelta y recalcular la ruta sólo.

En la misma línea, Jaguar Land Rover tiene en marcha un programa de mejora para todos los sistemas de detección del vehículo tales como radares, cámaras, ultrasonidos y escáneres, que serán los que posibiliten una conducción totalmente autónoma en el futuro.