Itv carroceria
Los 3 defectos de la carrocería considerados graves y que te impedirán pasar la ITV
Force india test aleron 2019 1
La normativa de 2019 no satisface a los jefes de equipo
Abt volkswagen touareg gr22 glossyblack 01-2
Volkswagen Touareg by ABT: Traje de gala
Norris-sainz
Norris: “Mi objetivo es vencer a Sainz en cada carrera”
Sin titulo
Así ha quedado este McLaren Senna tras un aparatoso accidente

Conducimos el BMW X4 2018: Guiño a la seducción

Refinado es el adjetivo que mejor define al nuevo SUV Coupé de BMW. Crece en tamaño, suaviza el diseño de su parte trasera y, como es lógico, incorpora los últimos avances en conectividad de la marca. Ya está a la venta desde 53.500 euros.

BMW X4 2018

BMW nos cita ante las puertas de uno de los hangares de la base aérea de Zaragoza. Bajo la atenta mirada de mandos uniformados, las puertas se abren lentamente y nos dejan ver un X4 de primera generación al lado de un A400M, el mega avión de transporte militar de Airbus. A continuación, la rampa de la aeronave se abre y rodeado de focos, desciende el nuevo X4, como si estuviese bajando la ladera de una montaña. “¿Cómo te quedas?”, parece que nos dicen los responsables de la marca ante semejante despliegue. Porque es un evento de prensa, si no, pensaríamos que nos han fichado como extra para una película de acción…

Más allá de la anécdota, el X4 es más ‘formal’. Sus líneas se han suavizado mucho, principalmente en la zaga, tal y como puedes ver en las imágenes. Una caída más prolongada de la luna y unos pilotos más finos que antes son los ‘culpables’ de esta percepción. A esto se añade un importante incremento de dimensiones, ya que crece 8,1 centímetros de largo, 5,4 centímetros de batalla y 3,7 centímetros de ancho, beneficiando con ella la habitabilidad en todas sus plazas, principalmente en las posteriores. De hecho, dos adultos se acomodan de forma placentera, y aun contando con la opción del techo solar, hay espacio de sobra para las cabezas, que no rozan con el guarnecido interior. Delante, el ambiente en sensacional y es imposible no acordarse de BMW señoriales como el Serie 5, del que hereda una parte importante de gadgets, como el equipo multimedia con control gestual –sube y baja el volumen dibujando círculos en el aire con la mano–.

A finales de año llegan los M40i y 30d.

Para la breve toma de contacto, elegimos la variante xDrive20d de 190 caballos con acabado M Sport –54.200 euros de precio de partida sin este kit–, terminación que realza el lado más dinámico del vehículo. Nos decantamos por esta combinación porque será una de las más demandadas por los clientes, como bien nos indican desde la marca, aunque existen otras opciones mecánicas y acabados, como el M40i de 360 caballos, a la venta en diciembre. El empuje del 20d es muy progresivo y el consumo de carburante bastante contenido para un 'bicho' como éste, que coquetea con las dos toneladas de peso, si bien en ningún momento percibimos semejante peso. La caja de cambios automática Steptronic de ocho relaciones es muy rápida –se trata de un convertidor de par–.

Todos los X4 vienen de serie con xDrive, cambio automático Steptronic de ocho velocidades y levas en el volante.

Durante los primeros kilómetros percibimos unas reacciones más vivas que las de su hermano X3 con idéntico motor. Esto se debe a que cuenta con elementos diferentes como un ancho de vía posterior tres centímetros superior a la de su hermano SUV, la dirección deportiva variable y una suspensión más firme. También dispone de un bloqueo de diferencial lo que, unido a un reparto de pesos del 50% entre ambos ejes, dan como resultado un increíble dinamismo.

Además de la asombrosa agilidad, el X4 también conquista con un nivel de realización altísimo y una gran personalización, con una lista infinita de extras que abarcan desde el diseño al confort y la tecnología, corriendo el riesgo de acercarse peligrosamente a un X6 base… bendito problema, ¿verdad?